Translate this

may 222011
 

Como bien saben los que me conocen, soy un convencido defensor del software libre y cuando necesito algún programa, lo primero que hago siempre, es buscar una alternativa libre (os recomiendo que miréis siempre en SourceForge).

Hoy me gustaría traducir y comentar con vosotros un excelente artículo de TechRepublic que nos explica 10 cosas que deberíamos saber del software libre antes de usarlo:

  1. No es sólo para Linux. Es raro encontrar software libre que sólo funcione en Linux. Lo más habitual es que sea multiplataforma y no es nada raro encontrar software libre que sólo funciona en Windows.
  2. No siempre es gratuito. En inglés es fácil tener esta confusión, porque se usaba la palabra ‘free‘, que significa libre y gratis. Ahora ya se usa más el término ‘open source‘ que se refiere a que el código debe estar disponible. Pero hay muchas compañías que ganan dinero con sus productos de software libre, normalmente vendiendo un soporte adicional, características extra o adaptaciones al cliente.
  3. Puede tener soporte o no. Hay que tenerlo en cuenta antes de usar un programa de software libre. Si lo vas a utilizar a nivel personal y para cosas que no son importantes, puede darte igual. Pero si el uso va a ser empresarial o para cuestiones críticas, es mejor que te asegures que el proyecto sigue vivo y que habrá alguien detrás para darte soporte en caso de que lo necesites. Hay proyectos con tanto éxito que siempre van a ser soportados por la comunidad y no tendrás de qué preocuparte pero, como os digo, es algo a tener en cuenta.
  4. Tendrás acceso completo al código. Es lo que define al software libre y, si eres programador o cuentas con alguno, podrás aprender mucho del código fuente, adaptarlo o hacer crecer el proyecto a partir de lo que ya hay.
  5. El software libre no es sólo para programadores. Os sorprenderíais de la cantidad de programas que existen. Como siempre suelo decir, lo que un usuario normal necesita hacer en su día a día, puede hacerlo perfectamente con software libre, sin necesidad de piratear ningún programa.
  6. No rompes ninguna ley por usar el software libre. ¡Por supuesto que no! De hecho, debería estar en la ley que todo organismo público tuviera la obligación de usar y promover el software libre… no que tenemos nuestras administraciones plagadas de Windows e Internets Explorers… ¡y le regalamos ordenadores a nuestros niños con el caramelito de Bill Gates!
  7. No tienes que ser un experto para usarlo. De hecho, en muchas ocasiones, el software libre es más fácil de utilizar que el privativo, porque al ser abierto, escuchar todas las opiniones y existir la posibilidad de que cualquiera pueda aportar su visión, suele estar más pulido en este sentido.  Aunque, para ser sinceros, para que esto se cumpla, hay que irse a proyectos muy maduros, pues puedes llevarte una mala opinión del software libre como consecuencia de haber probado (o sufrido) algún proyecto abandonado en sus fases iniciales o muy verde aún.
  8. La mayoría del software libre es tan fiable como el privativo. Yo diría que incluso más, porque al tener una comunidad detrás vigilando el código, es más fácil que se detecten y corrijan errores que en un programa al que sólo unos pocos tienen acceso.
  9. Freeware y shareware no son lo mismo. Lo que define al software libre es el acceso al código fuente. Os animo a que consultéis más información en Wikipedia sobre las otras formas de software (pulsando sobre los nombres en el título de este apartado, iréis directamente).
  10. Probablemente ya lo estés usando. ¡Y no te estés dando ni cuenta! El ejemplo más fácil que puedo poner es el navegador Firefox… ¿sabías que era software libre? Y, según muchos, es el mejor navegador que hay en este momento… para que os hagáis una idea de dónde puede llegar un proyecto maduro.

En resumen, que os animo a conocer más sobre el software libre y a usarlo, no os arrepentiréis.

Si tenéis alguna duda o queréis conocer alguna alternativa libre a algún programa privativo que tengáis pirateado… contactad conmigo o (mejor) escribidlo en los comentarios y estaré encantado de echaros una mano en lo que pueda.

El software libre es una tendencia en crecimiento… ¡uníos a ella!

  3 Responses to “10 cosas que deberías saber del software libre”

  1. Totalmente de acuerdo contigo, apuesto por el libre, incluso cono las pequeñas pejigueras de tener que trasladar los formatos porque no es fácil encontrar software libre en un congreso, administración,…

    Soy un loco de linux, pero uso windows a diario, y sinceramente ya no uso office, lo he cambiado por el open, y me gusta más… solo falta que se atreva más gente…no uso photoshop, uso zoner photostudio y va mejor para algunas cosas… sobre todo las sencillas…

    A animarse con el free!!!

  2. Tienes toda la razón, Esteban, es complicado ser “open source” según en qué Administración: hacer la declaración de la Renta teniendo Linux sigue siendo un suplicio, muchas webs oficiales no funcionan si no es con Internet Explorer… y, además, todo hay que decirlo, las inercias y resistencias internas: nosotros estamos intentando sustituir MS Office con OpenOffice, pero no te puedes imaginar las resistencias que te encuentras… es una cuestión cultural en la que, cuantos más seamos, más fácil irá siendo.

    Muchas gracias por tu comentario.

    Un abrazo.

  3. […] a salir del embrollo de cierta terminología, recomendable lectura la de Fran Sánchez sobre software libre (y freeware, […]

 Leave a Reply

(required)

(required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>