Translate this

dic 032010
 

Esta va a ser la primera de varias entradas que me ha inspirado el congreso de Medicina 2.0 en Maastricht al que he tenido la oportunidad de asistir gracias a Clara Bermúdez, Jaime Jiménez y la Escuela Andaluza de Salud Pública.

Según empezaba el evento, en los prolegómenos de la charla inaugural, me di cuenta de que se estaban proyectando dos pantallas. Pensé que una sería para las presentaciones y otra para mostrar a l@s ponentes para darle cercanía a la sala tan grande.

Cuando el primer ponente empezó a hablar, vi el verdadero sentido de la segunda pantalla… proyectar los comentarios de Twitter en tiempo real (la organización animaba a twittear añadiendo al hashtag #med2).

El comienzo fue realmente confuso para mí, pues la sucesión de mensajes era abrumadora. Miré a la audiencia y una gran mayoría estaba mirando sus dispositivos en vez de mirar al ponente. Para mayor distracción, la pantalla utilizaba una animación para cambiar entre mensajes bastante llamativa, con bruscos cambios de colores. La experiencia no me estaba resultando nada placentera y mi opinión al respecto de la herramienta y el uso que hacían sus usuari@s de ella se iba ensombreciendo, por no hablar de cómo estaban dinamitando todas las normas sobre respeto y atención que me habían enseñado de pequeño. Que el ponente principal y organizador del evento se sumara al mare mágnum de tweets nada más terminar su ponencia fue la guinda final que terminó de abrumarme, intoxicado de tanta información.

Pero, poco a poco, algo sorprendente empezó a ocurrir. Algun@s asistentes empezaron a quejarse de las animaciones (twitteando, claro), la organización cambió rápidamente a un interfaz más cronológico y amigable y todo empezó a cobrar sentido para mí y empecé a darme cuenta cómo las herramientas 2.0 nos estaban transformando.

Los congresos no volverán a ser algo unidireccional entre un/a ponente y una audiencia; se convertirán en múltiples hilos de comunicación alrededor de una temática que trascenderá la audiencia, pues se añadirán tod@s aquell@s que sigan el evento desde Internet.

En condiciones normales, cuando alguien se aburre y desconecta de una charla, puede irse, dormirse o empezar a charlar con alguien. Sin embargo, al incorporar las herramientas 2.0 a estos eventos, pueden estar interviniendo en él y enriquéciendolo. Empecé a ver sucesiones de recomendaciones de links, gente rebatiendo lo que decía el/la ponente, gente haciendo preguntas… era como estar en dos congresos a la vez, si pensamos en términos 1.0, claro… en realidad, se trata de un congreso 2.0 en toda regla, algo vivo, que responde a sus componentes, con capacidad de adaptación, que evoluciona…

El 2.0 nos está haciendo evolucionar. Nos empezamos a convertir en seres multitarea, que estamos haciendo varias cosas a la vez y que estamos conectados al Mundo en todo momento. Con el 2.0, si alguien tiene algo que decir, no se perderá en la espesura (o en la timidez)…

Fue entonces cuando encendí mi ‘netbook‘ y me añadí a la sinfonía que estaba ocurriendo a mi alrededor. Cabe también destacar el espíritu altruista y el afán por difundir y compartir conocimiento de l@s que ‘twitteaban’… ¡eso también es 2.0! Os aseguro que la experiencia resultó muchísimo más enriquecedora y no di ni la más mínima cabezada durante todas las sesiones… eso sí, cuando terminé, estaba agotado mentalmente de mantener tanta tensión mental.

Y, para terminar, pensando en algunos artículos y trabajos que he leído últimamente, creo que la educación tal y como la conocemos hoy día debe cambiar radicalmente también.

Debemos dejar de verla desde nuestra perspectiva: l@s inmigrantes digitales (en el mejor de los casos) y empezar a intentar intuirla desde la perspectiva de l@s nativ@s digitales… es@s loc@s bajit@s que se han criado con estas herramientas y que, con una pasmosa facilidad, son capaces de estar chateando con varias personas a la vez mientras consultan varias webs en busca de información, están mirando su correo y actualizando las redes sociales de las que son parte… ¡es que es imposible que nos podamos poner en su lugar!

Sinceramente, estoy ansioso por vivir el momento en el que l@s nativ@s digitales empiecen a tomar las riendas de la sociedad.

  10 Responses to “El 2.0 nos está cambiando… evolucionando… ¡y de qué manera!”

  1. […] This post was mentioned on Twitter by Rosa Andrade Romero, Fran Sánchez. Fran Sánchez said: Nueva entrada en mi blog, El 2.0 nos está cambiando… evolucionando… ¡y de qué manera! – http://www.sanchezlaguna.es/?p=1648 […]

  2. Uff! Cómo me recuerda a la jornada #salud20andalucia celebradas en Abla hace unas semanas…

    Sobre todo el momento en el que salta la chispa 2.0 y empieza la redacción colectiva del Manifiesto Salud 2.0 – http://www.salud20.es/manifiesto/

    …y que vivan los eventos 2.0 (como dirían desde la #comisiongestora).

    Saludos :-) Paco

  3. Magnífica explicación de la utilidad del “2.0” para los congresos. Yo también estuve siguiendo por twitter el evento, ya que algunos bibliotecarios médicos asistieron y me recomendaron seguir el hashtag #med2, aunque al estar trabajando no pude prestarle toda la atención que me hubiera gustado. Estoy contigo en que las formas de comunicarnos están cambiando y, si queremos sacarle el máximo partido, nuestra mentalidad también tiene que adaptarse a los nuevos tiempos.

  4. Muchas gracias por tus palabras.

    A mi fue una experiencia que me gustó. Hace poco twitteaba Eysenbach (el padre del congreso Medicine 2.0) que en las encuestas no había salido muy bien valorado lo del Twitter simultáneo… yo creo que es una experiencia que tendríamos que probar por aquí en alguna ocasión, ¿no crees?

    Un saludo.

  5. En el congreso europeo de Bibliotecas Médicas hicimos lo de twitter en una de las ponencias. Sólo 8 ó 9 de los que estábamos en la sala podíamos enviar algo porque nadie más tenía cuenta en twitter. Fue una experiencia ver cómo la gente empezaba a entender lo que era sólo viendo el ejemplo. Al ser pocos, los tweets eran más ordenados y se podían seguir sin problemas.

  6. Eso es clave, que los comentarios estén ordenados y sean relevantes… hubo algunos momentos de caos twittero en Maastricht. Demasiada repetición de la misma información (yo hubiera eliminado los retweets) y a veces se notaba demasiado el “escribir por escribir con tal de aparecer”.

    De todos modos, es una herramienta muy interesante.

  7. Pues sí, Paco… el Manifiesto Salud 2.0 es un excelente ejemplo nacional de este cambio… y es que en España hay mucho nivel. El congreso de Maastricht estaba lleno de españoles.

    Un saludo.

  8. […] os he contado cómo fue evolucionando mi opinión en el congreso de Medicina 2.0 respecto al uso Twitter de […]

  9. Muchas gracias por unos vínculos tan interesantes, Rafael.

    Un abrazo.

 Leave a Reply

(required)

(required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>