¿Cómo reducir el uso de tu teléfono móvil?

Los dispositivos de telefonía móvil se han convertido en una de las herramientas más indispensables para el ser humano del siglo XXI, superando incluso a los ordenadores. Y no es de extrañar, puesto que con las constantes modificaciones que sufren, las nuevas funcionalidades y los diferentes modelos, se renuevan las necesidades del usuario también.

El uso de los móviles está en cada una de las situaciones de la vida cotidiana: desde la comida hasta la hora del baño. Sin embargo, a pesar de permitir la comunicación en todo momento, esta extensión de su empleo puede ocasionar problemas más graves, como el aislamiento social y el insomnio.

Estos artefactos deben ser utilizados de manera controlada. Si consideras que te has pasado de la raya al incluirlos demasiado en tu vida, presentamos a continuación algunos consejos para ir reduciendo el uso de los celulares en tu cotidianidad.

Consejos prácticos para alejarse del teléfono móvil

  1. Evitar revisar el teléfono mientras se conduce el automóvil. Además de ser un delito y de aumentar las probabilidades de un accidente, este hábito representa una evidencia de dependencia.
  2. Desactiva las notificaciones durante períodos de tiempo en los que realices otras actividades.
  3. Mientras lees, estudias, meditas, cocinas, etc., no es necesario que cuentes con el celular en las cercanías. Se trata de situaciones que requieren concentración, y esta no se conseguirá revisando mensajes.
  4. Evita revisar el teléfono durante los comerciales de la televisión.
  5. Apaga el celular antes de dormir, y ubícalo en un lugar alejado de la cama.